Mi prima Águeda, Ramon Lopez Velarde

A Jesús Villalpando

Mi madrina invitaba a mi prima Águeda 1
a que pasara el día con nosotros, 2
y mi prima llegaba 3
con un contradictorio 4
prestigio de almidón y de temible 5
luto ceremonioso. 6

Águeda aparecía, resonante 7
de almidón, y sus ojos 8
verdes y sus mejillas rubicundas 9
me protegían contra el pavoroso 10
luto... 11
Yo era rapaz 12
y conocía la o por lo redondo, 13
y Águeda que tejía 14
mansa y perseverante en el sonoro 15
corredor, me causaba 16
calosfríos ignotos... 17
(Creo que hasta le debo la costumbre 18
heroicamente insana de hablar solo.) 19

A la hora de comer, en la penumbra 20
quieta del refectorio, 21
me iba embelesando un quebradizo 22
sonar intermitente de vajilla 23
y el timbre caricioso 24
de la voz de mi prima. 25

Águeda era 26
(luto, pupilas verdes y mejillas 27
rubicundas) un cesto policromo 28
de manzanas y uvas 29
en el ébano de un armario añoso. 30

31

Comentarios

Publique su comentario sincero

Gracias por decidir aportar un comentario. Sepa que todos los mensajes son moderados, y su email NO aparecerá publicado ni se compartirá de forma alguna.

Últimos comentarios

  • Saul Muñoz Lopez: Al menos que una vez al año los hinduistas tienen que ir de viaje( yatra). Los ... | Somos Puños Cerrados
  • gustavo: en ningún lugar del poema ni siquiera sugiere el hecho que nombras con tanta se... | Pena y Alegría del Amor
  • Saul Muñoz Lopez: La vejez llama a la puerta, y la juventud esta quieta, parada, ahi, quieta.... | Confidencial

  • Desde 2013, Poemario es una referencia de la poesía, analizando el trabajo y la influencia cultural de los mayores autores de la historia, constituído por:

  • David Rubio
    Profesor y consultor literario
  • Paulo Altamirano
    Escritor y traductor literario
  • Rocío Calvo Fernández
    Profesora de Literatura Española
  • Mario Sanchez
    Crítico de arte, teatro y literatura
  • Victoria Jorrat
    Escritora
  • Privacidad - Contáctenos