Caminante no hay camino, Antonio Machado

¿Cuándo? Publicado en , en el libro Poesías completas.

Caminante, son tus huellas1
el camino y nada más;2
Caminante, no hay camino,3
se hace camino al andar.4
Al andar se hace el camino,5
y al volver la vista atrás6
se ve la senda que nunca7
se ha de volver a pisar.8
Caminante no hay camino9
sino estelas en la mar.10

11

En formato PDF
PDF Caminante no hay camino



¿Quiere ayudar? Deje su comentario!

*Todos los mensajes son moderados; su email jamás aparece ni se comparte.

  • Fernando E. Rodríguez Santiago Abr., 2022

    Basado en esta explicación de estos versos y su explicación mi edad es igual a caminos. Ya no cumplo años, Cumplo caminos. Por lo tanto “Yo tengo 77 caminos


Análisis

En este poema tan conocido de Machado se nos invita, como caminantes, a crear nuestro propio destino, nuestro propio camino. Este camino lo forman las huellas que dejaron nuestros pasos. El camino es nuestra vida y esta la hacemos nosotros.

Andar, vivir, sólo se hace quemando etapas y aunque veamos hacia atrás, a nuestro pasado, este no va a volver. El camino está lleno de momentos, de pequeños caminos que corren junto al principal pero, como las estelas del mar, van desapareciendo.

Hay una invitación constante en este poema de aprender, de conocer, de ampliar nuestro camino vital y recoger todas las vivencias que podamos a través de él.

Las huellas que nosotros vamos dejando en el camino es lo que nosotros dejamos de poso en las personas que conocemos, en los actos que hacemos, y en las consecuencias de los hechos que realizamos. Si no avanzamos, sino emprendemos un camino, jamás podremos avanzar en nuestra vida, dejar algo que sea importante, que no tiene que ser algo para todo el mundo; ese algo importante tiene que serlo para nosotros.

Si queremos que ese camino que vamos trazando sea positivo para nosotros, lo que debemos hacer es dejar de mirar atrás, superar los problemas que hayamos tenido, nuestros errores y seguir adelante. Ésa mochila que llevamos todos con nosotros y que poco a poco se va llenando de piedras, tenemos que sacarla de nuestros hombros y vaciarla y, a partir de ahí, avanzar llenándola de algo nuevo, algo que nos haga pensar que lo que hacemos tiene un sentido para nosotros.

Cuando miramos hacia atrás podemos ver nuestra vida, esa senda que hemos caminado y tenemos que tener la capacidad para verla desde un punto de vista tranquilo y objetivo. Tenemos que ser conscientes de nuestro pasado sin que éste afecte a nuestro presente en nuestro futuro, que no sea un lastre en nuestra vida. No podemos evitar haber vivido ciertas experiencias y haber tomado decisiones, equivocadas o no, pero eso no significa que nuestra vida tenga que girar en torno a esos momentos.

Nuestra vida está marcada por el tiempo. Nosotros nacemos crecemos y nos desarrollamos para finalmente, en algún momento de nuestro camino, desaparecer, morir, y esto es algo constante y real en cualquier persona. Lo que tenemos que decidir es si queremos pararnos en nuestro camino y no seguir avanzando o, tomar las riendas de nuestra vida y trazar nuevas sendas, nuevos caminos que vivir y disfrutar.

Tomar decisiones no es fácil, pero lo peor es no tomar ninguna, porque eso significa que no tenemos nada por lo que vivir. Cada paso que damos en nuestra vida es una decisión que tenemos que tomar en cualquier momento y que marcará nuestro próximo camino.

Nota de Susana Marín.

Marín, Susana. Feb., 2014. Caminante no hay camino, de Antonio Machado. Poemario. Acceso en https://poemario.com/caminante-no-hay-camino/

Ejemplos de figuras literarias en Caminante no hay camino

Figuras literarias Ejemplos Descripción
Metáfora "Caminante, son tus huellas el camino y nada más;" Las huellas del caminante representan el camino único que cada individuo crea en la vida a través de sus propias acciones y decisiones.
Metáfora "Caminante no hay camino sino estelas en la mar." La vida se compara con un mar donde las estelas desaparecen, lo que sugiere que no hay un camino fijo, sino una serie de acciones y experiencias que se desvanecen con el tiempo.
Anáfora "Caminante, no hay camino,"
"Caminante no hay camino"
La repetición del verso "Caminante, no hay camino" enfatiza la idea de que no existe un camino preestablecido en la vida, sino que cada individuo lo crea a través de sus propias acciones y decisiones.
Elipsis "se ve la senda que nunca se ha de volver a pisar." Se omite información sobre quién ve la senda, pero se entiende que es el caminante que mira hacia atrás para reflexionar sobre el camino recorrido.
Hipérbole "se ve la senda que nunca se ha de volver a pisar." Se enfatiza la idea de que el camino ya recorrido no se puede volver a recorrer, lo que sugiere la importancia de vivir el presente y seguir avanzando.
Personificación (prosopopeya) "Caminante, son tus huellas" El "caminante" es personificado como alguien a quien se le habla directamente, representando a cualquier individuo en su viaje por la vida.